Entradas

La metáfora de la gallina (microrrelato animal)

Imagen
"Una gallina no se subirá dos veces a una estufa caliente" Cuauhtémoc Molina Monroy, filósofo y escritor actual.
La gallina corrió por todo el espacio verde. De un lado al otro, no descansó de picar la tierra y dar pasos cortos, arañando con sus patas cuanta hierba halló. Círculos concéntricos, líneas retorcidas, bucles interminables, figuras de un desquiciado, todo hecho a mínimos saltos, sin agitar sus alas inservibles. Una media circunferencia y se dirigió en una ruta ineludible hacía donde la miraba hacer. Clavó su mirada en la mía: primero el ojo derecho, luego el izquierdo, optó por el derecho y fue profundizando en mi pupila, yo en la suya. La mirada fija, sin parpadeo, el ojo seco de mirar adentro, nos metimos cada uno en el iris del otro- Buscó mi parte animal, los caminos estaban cerrados. Busqué su lado humano, solo un sueño de ello hallé. Cloqueó suave sin perder el objetivo, fue un suspiro lamentando un ideal. No supe responder a su reclamo emplumado, creí ver un futuro…

El Aprendiz (microrrelato)

Imagen
-Nadie es poseedor de la verdad en su totalidad, ni siquiera de la mitad o la mitad de esta. -Yo sé de algunas cosas que son verdaderas ¿No es acaso esa una verdad completa? -Si estas ante un haz de luz, ¿acaso puedes ver todo su espectro radiante? Sabes que es un haz de luz, pero no te es posible verle en su amplio abanico de colores y radiaciones. Tienes solo una parte de la verdad y no toda. -Sin embargo si hago uso de la tecnología, puedo llegar a ver lo que me dices que en la luz hay. Seré entonces poseedor de la verdad sobre la luz. -Cada elemento de este Universo es verdadero si solo se le observa y analiza desde un lugar en la eternidad. Solo así se lograría saber la verdad de todo lo que le compone, su evolución y su implicancia en el Universo. -Entonces lo que me dices es; que es posible en un momento dado, llegar a ser dueño de la verdad. -Sí, pero para ello tendrías que ser antes, eterno por eternidades. -Debería ser dios para ello. -Tú lo mencionaste, más no yo. -Comprendo ahora q…

Microrrelato Ejemplar

Imagen
Hoy he sentido la necesidad de ser lacónico, escueto, avaro en palabras… por eso dilapido sinónimos. Hoy quiero ser complaciente, agradable, querible para que me quieran, por eso seré crítico y cítrico. Les dejo un microrelato que sé será un ejemplo a seguir: “Todo cuanto sé, está aquí, sobre la mesa. No busquéis fama ni gloria al acertar en el significado de las palabras que acomodo para que sean legibles. Pensad, reflexionad, imaginad, cread, construid, concluid. Verificad los errores y realizad un análisis. Si da positivo, firmadlo, si da negativo, reformuladlo. Así es la vida del ser humano, errores de apreciación de una lectura exhaustiva y dedicada.
Comentad ahora que dije…”

Microrrelato Arcano

Imagen
Me has apartado para preguntarme. Pero no basta lo que oyes, es porque esperas oír lo conveniente y no lo real. Te respondo con otra pregunta, sé qué esperas una afirmación, ni una ni otra, solo la duda que escala. -¿Eres fuerte por fortaleza o por debilidad? -No se puede ser fuerte y débil a la vez. -¿Es la debilidad el coraje y fortaleza la valentía? -Si eres débil no tienes coraje ni valentía, te la han quitado antes. -¿Por qué eras fuerte, hoy eres débil? -Si ayer fui fuerte y hoy débil, es porque una batalla libré… y perdí. -¿No es entonces, la debilidad compañera de la fortaleza? -Los opuestos no se tocan. -Los ayer, hoy y mañana, ¿No son acaso el hoy siempre? -No puedo ser ayer, lo que seré mañana. -Pero sin embargo, serás tú siempre en el hoy. -Si. -Entonces en el hoy eres fuerte y débil, porque el hoy es siempre hoy. -…
Y él dijo; él, el poeta cítrico: “Solo lograremos ser nosotros mismos luego de alcanzar la negación íntima y radical de lo que han hecho de nosotros” J.P.S.

Solo un pasaje de la vida. (relato biográfico)

Imagen
Soy Albert Puig Tendre, nací en un pueblo de Catalunya en medio de la montaña de La Garrotxa. Tengo 42 años y mientras nacía el caudillo se moría, lo que dio doble alegría a mi familia, el renacer de la vida se manifestaba para ellos con todas las fuerzas esperanzadoras que se podían imaginar en esos tiempos, allá por el ’75. Mi padre tenía un ganado que daba sus pequeñas ganancias y con ello se vivía sin mayores apuros. El tiempo de hambruna en España fue para ellos muy duro y nosotros solo hemos heredado la historia y poco más. Somos una generación privilegiada al lado de las privaciones y vejaciones por las que pasaron durante tanto tiempo. Hoy respiramos un aire completamente diferente al que ellos tuvieron como diario y constante. Soy el mayor de tres hermanos, todos varones. Cada uno ha elegido una carrera o destino; el menor con 32 años es un ingeniero mecánico en una fábrica de partes de automóviles, soltero empedernido siempre ha sido el mimado por mis padres. Le sigue el del m…